jueves, 26 de mayo de 2016

Lo Que No Sabías Del Ajo

Lo-Que-No-Sabías-Del-Ajo


En esta oportunidad te mostraré algunas particularidades de este alimento-medicina espero te sea de mucha utilidad, comencemos.....


Planta de hortaliza muy conocida y condimento culinario constante. La raíz es un bulbo ovoideo compuesto de túnicas delgadas, blancas o rojizas, que envuelven bulbillos (dientes) que forman el bulbo. Esta es la parte que se emplea en el arte culinario. Contiene un aceite volátil  muy fuerte y penetrante.


Combinado con mucilago se ha recomendado contra el catarro pulmonar crónico, la dispepsia y el asma.

Ejerce sobre los riñones una acción muy enérgica, calmando los dolores nefríticos y favoreciendo la expulsión de las arenillas de la vejiga.

Ha sido prescrito para el tratamiento del escorbuto y como profiláctico y curativo en esa enfermedad; tiene también marcadas virtudes antihelmínticas, aun contra la solitaria o tenia.

El bulbo del ajo tiene un aceite volátil sulfurado, acre, penetrante, siendo por esto un agente irritante y aun vesicante, aplicándolo al cutis.

El principio activo y volátil del ajo es un excitante estomacal e introducido en la circulación a dosis medicinales es estimulante difusivo poderoso, siendo por eso empleado
para combatir el efecto hipostenizante de los venenos.


Puede emplearse, pues, el aceite volátil como revulsivo e irritante local sobre la piel, como antiséptico, en las mordidas de animales venenosos.

Ha sido remedio popular contra el asma, contra la fiebre intermitente y como diurético, según la escuela clínica francesa el ajo sea en tintura o simplemente molido con aceite de oliva sería un excelente remedio en la arteriosclerosis de los ancianos, en la hipertensión vascular, promovida por la alteración de los vasos sanguíneos. En ese caso se recomienda la acción hipotensiva del ajo.

Su acción principal es debida a fermentos sulfurados que contiene: sulfuro, bisulfuro, tetra sulfuro de Allylo, que son eliminados principalmente por los pulmones, desinfectándolos.

Se prescribe el ajo cada vez que el enfermo presenta fenómenos congestivos; y esta bien indicado en la tuberculosis pulmonar en la bronquitis y en la gangrena pulmonar.

Dos gramos de alcoholaturo de ajo o sea 80 gotas representa un gramo de planta fresca.
Dosis: 3 veces al día.

Propiedades Terapéuticas del Ajo

Aperitivo, ya que aumenta la secreción de las glándulas salivales y gástricas.

Antiséptico Intestinal, ya que impide la fermentación pútrida del intestino.

Anti anémico, ya que facilita la formación de glóbulos rojos en la sangre.

Anti Artrítico, posee propiedades des inflamatorias, por ello cura la artritis.

Anti Asmático, el ajo hervido en leche y con zanahoria, endulzado con miel cura los ataques de asma.

Boca Amarga, el ajo y el jugo de limón curan la boca amarga que tienen algunas personas al levantarse.

Bronquitis, el ajo cura la bronquitis gracias a su poder des inflamatorio.

Callos, el ajo reblandece los callos y facilita su desprendimiento, debido a que el sulfuro de alilo reblandece la queratina.

Circulación Sanguínea, el ajo crudo conviene a las personas con circulación defectuosa, ya que sus elementos ejercen una acción vaso dilatadora capilar.

Contra-Veneno, el ajo actúa rápidamente como contra-veneno en mordeduras de alimañas, debido a que su elemento sulfurado absorbe la substancia nociva.

Digestión, debido a que el sulfuro de alilo, derivado del ácido sulfhídrico, estimula la secreción de las glándulas salivales y del ácido gástrico.

Disnea, se pela media cabeza de ajo y se cuece en medio litro de leche junto con dos zanahorias crudas y peladas, se aparta del fuego y se endulza con miel de abeja. se toma tibio a cualquier hora del día, de preferencia antes de dormir.

Diurético, el ajo ejerce una acción directa sobre el epitelio renal, aumentando así, la cantidad de orina.

Gota, el ajo combate la artritis, ya que disminuye el ácido úrico en exceso.

Hepáticos Trastornos, el contenido sulfurado del ajo estimula el funcionamiento hepático, es por ello que el ajo es beneficioso para las personas con trastornos hepáticos.

Hipertensión Arterial, el ajo combate la hipertensión arterial, gracias a su acción sobre las vasos arteriales.

Insomnio, el ajo combate el insomnio ya que es sedante.

Parásitos Intestinales, el ajo tiene propiedades vermífugas, o sea, mata los parásitos intestinales y favorece la expulsión.

Piquetes de Alacrán, el ajo neutraliza el veneno del alacrán gracias a su elemento sulfurado.

Piquetes de Mosquito, el ajo absorbe el veneno del mosquito y no deja que circule en la sangre. La persona siente el alivio y queda sin ninguna molestia.

Piel, el ajo torna la piel suave y tersa ya que su contenido de humedad la hidrata y embellece.

Reumas de Frío, quita el dolor derivado de las reumas que aquejan al individuo cuando hace frío.

Roña y Jiricua, combinado con el limón curan la roña y jiricua, gracias a sus poderes antiséptico y  desinfectante.

Sangre Purificar, combinado con el limón no tiene igual para purificar la sangre, gracias a su poder desinfectante y microbicida que libran al organismo de  todas las impurezas existentes.

Sistema Nervioso Central, la sopa de ajo además de rica y nutritiva, tonifica y calma el sistema nervioso central.

Tos, cura la tos debido a que su elemento sulfurado astringe y descongestiona las vías respiratorias.

Tosferina, el ajo calma los accesos sofocantes provocados por la tosferina.

Vías Respiratorias, si padece de asma, disnea, sofocaciones o siente que le falta el aire en los pulmones, el ajo comido crudo aliviara ese malestar.

Si tienes un comentario podríamos agregarlo, si conoces otras utilidades sería bueno también agregarlo.

Compártelo si es de tu agrado, envíalo a un amigo o persona que lo necesite.